viernes, 15 de octubre de 2010


Restaurando una plancha a carbón

Hace muchos años mi padre viajó a Chillán pueblo que lo vió nacer.. a casa de una prima. De ese viaje trajo esta antigua plancha a carbón, la cual es símbolo del trabajo y sacrificio de muchas mujeres de campo.
Estuvo muchos años en su casa, luego de su muerte mi h
ermana la llevo a la suya, y un día cualquiera me la regalo, sabiendo mi debilidad por las cosas antiguas.
Por el uso y posterior descuido... su aspecto no era
de los mejores y no podía exhibirla como adorno. Por l
o que también estuvo oculta en la bodega.Ya casi olvidada, un día buscando unas pi
nturas para hacer una bandeja ...la mire y me dije...no puede ser que una cosa tan antigua y bella termine de esta forma. Busque mis pinturas en este caso café moro, blanco, sellante y tinta craqueladora de un café mas claro y manos a la obra...


El resultado no es 100% el que esperaba o había imaginado...pero me siento igualmente feliz de rescatar del olvido un artefacto que acompaño muchas noches oscuras solo a la luz de unas velas el trabajo de una mujer esforzada y trabajadora.



El mango le aplique tinta craqueladora para envejecerlo darle crédito a sus años.

3 comentarios:

EL RINCON DE CHELO dijo...

Te ha quedado muy bien , la verdad es que merece la pena restaurar estas piezas ¿Verdad? besos

Chelo

Karyne dijo...

Amiga te quedó muy bella!

¨*¨Claudia¨*¨ dijo...

En la casa terremoteada de mis padres hay dos o tres de ese estilo... haber si las recupero algún día para lucirlas como tú. Lindo trabajo amiga,
Cariños